Este grupo ecologista celebra que la Administración de Justicia haya dado la razón al Ayuntamiento de Santomera y denegado la solicitud de la mercantil ARIMESA, que pretendía la suspensión del decreto de cierre de la cantera del “Zacacho” 

Ecologistas en Acción protagonizó una protesta en 2008 reclamando el cierre de la cantera ilegal.

Por ECOLOGISTAS EN ACCIÓN / Ecologistas en Acción ha tenido conocimiento de la reciente resolución del Juzgado de lo Contencioso/Administrativo número 2 de Murcia, en la que no se admite el recurso presentado por la empresa ARIMESA-ARIDOS DEL MEDITERRANEO, SA, en el que se solicitaba la suspensión del cierre de la cantera ilegal “El Zacacho” decretado por el Ayuntamiento de Santomera, municipio en el que se encuentra la cantera, que carece de licencia.

Además de valorar esta resolución, ya que la cantera lleva muchos años funcionando sin licencia y a pesar de tener varias sentencias judiciales en contra, la organización ecologista destaca el hecho de que en esta nueva sentencia se deje claro que “el interés general de preservar la flora y fauna está por encima del interés privado de la empresa”, así como que se reconozca que la empresa, “sabedora de que tiene que cesar la actividad, no lo hace“.

Para Ecologistas en Acción es una victoria sobre la sinrazón destructiva del capital que ha controlado a los políticos de la comunidad autónoma de la Región Murciana durante 30 años.

A juicio de la organización ecologista, esta cantera ilegal debería ser desmantelada y los terrenos afectados por la actividad minera deben ser restaurados. Respecto a la polémica, azuzada por la empresa, respecto al destino de las personas actualmente empleadas en esta cantera ilegal, la asociación advierte que no se puede utilizar los puestos de trabajo como excusa para consolidar una actividad ilegal, y que en cualquier caso se debería facilitar una transición laboral a las personas empleadas. En este sentido, habría que valorar que para los trabajos de restauración de la cantera se empleara a la mayor parte de la plantilla de la cantera.

Ecologistas en Acción recuerda que la cantera “El Zacacho” en Santomera, ha estado trabajando de forma ilegal más de 40 años, destruyendo un espacio natural con Habitats de interés comunitario, tal y como se describe en el libro de “LOS HÁBITATS COMUNITARIOS EN LA REGIÓN DE MURCIA”, aplicación de la Directiva 92/43/CEE del Consejo, de 21 de mayo, relativa a la conservación de Hábitats Naturales y de Fauna y Flora Silvestres, editado por la Consejería de Agricultura, Agua y Medio Ambiente, Dirección General de Medio Ambiente en el año 1999. Como se observa en sus páginas 132, 133 y 136 cataloga los hábitats existentes en la Sierra de Orihuela, zona Murciana, como Hábitats Naturales de interés Comunitario de la Región de Murcia.

De hecho, esta organización siempre ha defendido que se protegiera la parte murciana del espacio natural de la Sierra de Orihuela. Curiosamente sólo posee protección internacional como LIC y ZEPA la Sierra de Orihuela en su parte alicantina, a pesar de que los valores naturales son los mismos a este lado de la frontera administrativa, por lo que resulta inaudito que se excluyera en su momento esta área cuando la Región de Murcia realizó su propuesta de espacios protegidos bajo la Directiva Hábitats. También resulta inconcebible que en todos estos años de funcionamiento de la cantera, no se haya evaluado su impacto sobre la nidificación del Águila Perdicera (Hieraaetus fasciatus), especie en Peligro de Extinción[1][1] y con presencia en la zona, y tampoco el impacto sobre los espacios Red Natura de la Comunidad Valenciana colindantes.

[1][1] Catálogo de Especies Amenazadas de Fauna Silvestre de la Región de Murcia (Anexo I de la Ley 7/1995, de 21 de abril, de Fauna Silvestre de la Región de Murcia).