El Evangelio nos enseña que hay que compartir y redistribuir los recursos que tenemos, especialmente para los más empobrecidos

Un momento de la asamblea celebrada ayer en Murcia.

La Hermandad Obrera de Acción Católica (HOAC) de la Diócesis de Cartagena considera que las declaraciones del gobernador del Banco de España, Luis Mª Linde, que sugirió el pasado viernes la posibilidad de determinados contratos a parados por debajo del Salario Mínimo Interprofesional (SMI), “son tremendamente injustas e insolidarias, y una muestra más de que las soluciones que se ofrecen a las personas más empobrecidas del mundo obrero pasan por no cuestionar este sistema económico injusto y la estafa financiera que estamos sufriendo”.

Este movimiento apostólico celebró ayer domingo su asamblea diocesana de final de curso, “y a la vista del mensaje de Jesús, de la festividad de su Cuerpo y de su Sangre, y del propio evangelio de Lucas de la multiplicación de los panes y los peces, estamos llamados a compartir nuestra vida y nuestros recursos con los que más lo necesitan. Hay experiencias a diario de cómo los padres y los abuelos están compartiendo con sus hijos y nietos los pocos ingresos que tienen para evitar los desahucios y hacer frente a las consecuencias del paro. O cómo los vecinos se ayudan entre sí, maestros y maestras que atienden a los alumnos en peores condiciones, o personal médico y sanitario que sigue atendiendo a inmigrantes”.

A juicio de la HOAC, “en estos momentos hay que seguir atentos a las necesidades de los empobrecidos por este sistema y esta crisis injusta, y desde la fe en Jesús de Nazaret, nuestro compromiso como cristianos adultos en el mundo obrero y del trabajo nos lleva a trabajar con mucha otra gente que no se resigna ante las dificultades”.

Cinco de los seis nuevos militantes de la HOAC que se han incorporado a este movimiento apostólico.

En la asamblea celebrada ayer en el Centro de Día de las Religiosas “Siervas de Jesús”, en Murcia, los y las militantes de la HOAC revisaron el trabajo de los dos últimos años, sus diferentes compromisos en el mundo laboral, educativo, sindical, político y de los diferentes movimientos asociativos. Entre ellos, el de la solidaridad con los inmigrantes en Convivir Sin Racismo y Murcia Acoge, la Plataforma contra los Desahucios, la Red de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social (EAPN), entre otros. Asimismo, su participación en el Consejo Diocesano de Acción Católica y en las delegaciones de Apostolado Seglar y de Pastoral Obrera de la Diócesis de Cartagena.

En el transcurso del encuentro se incorporaron seis nuevos militantes a este movimiento apostólico, quienes fueron acogidos a la HOAC durante la celebración de la Eucaristía, presidida por los consiliarios Joaquín Sánchez y José Antonio Jiménez. Asimismo, se han incorporado a la Comisión Diocesana de la HOAC la maestra Rosa López y el periodista Pedro José Navarro, como nuevos responsables de Organización y Difusión, respectivamente, en sustitución de Mari Ángeles Carbonell y Cinta García Abellán. Los participantes también aprobaron el Plan de Trabajo para los dos próximos años y eligieron a los tres representantes que participarán en julio en Madrid en el Pleno General de la HOAC, máximo órgano de decisión entre las Asamblea generales.